lunes, 7 de mayo de 2018

Gatos y animales, diferencias


Gato: Mamífero felino de tamaño generalmente pequeño, cuerpo flexible, cabeza redonda, patas cortas, cola larga, pelo espeso y suave, largos bigotes y uñas retráctiles; es carnívoro y tiene gran agilidad, buen olfato, buen oído y excelente visión nocturna; existen muchas especies diferentes.





Animal: adjetivo/nombre común - coloquial [persona] Que hace uso excesivo de la fuerza o se comporta de manera violenta, maleducada o desconsiderada con los demás.
"¡qué animal eres, rompiste el jarrón en mil pedazos!" sinónimos:bestia, bruto, burro



Vamos a contar la historia del gato y los animales tal como ha ido porque es lamentable que en las redes algunos hayan utilizado el tema para tergiversar cosas, poner en marcha el ventilador de lanzar mierda y haya habido incluso ¿periodistas? que hayan metido la pata (no la pierna) con desafortunados comentarios.

Desde los que creen que es un gasto que no vale la pena, a los que aprovechan para disparar contra el blog y contra un diario que recogió la noticia, con comentarios tipo "es el blog, sacan gatos, no personas" o "es política" pasando por "el puto gato y los demás qué" y otras burradas, perdón, animaladas.

Lo que pasó fue lo siguiente. 
El 1 de mayo nos ponen una nota de que hay un gato en un árbol y no puede bajar. El 2 de mayo nos ponen una foto del gato que sigue en la copa del árbol 24 horas después. Sabemos que una asociación animalista ha dado aviso a la policía y también algunos particulares. Nos vuelven a decir que el gato ya lleva 3 días y no para de maullar. Nos piden que hagamos algo. Así que republicamos la foto del día 2 y pedimos que " quién quiera echar una mano para bajarlo del árbol y hacerse cargo de él. Se ha llamado a policía y bomberos pero para poder actuar es obligatorio que después alguien se haga cargo del animal. Gracias Susana CP por la foto. A ver qué se puede hacer."


Hay que tirar de la difusión del blog en casos así. Y un diario de gran difusión en toda la provincia de Tarragona ve nuestra publicación y saca la noticia. Por otro lado, una vecina llamaba a una asociación animalista para que hicieran algo y también nos entra por messenger una petición de que demos difusión al tema del pobre gato. 

Tras las publicaciones, la Policía Local recibe 7 llamadas para que hagan algo. Mandan una patrulla y allí se encuentran con miembros de la asociación y con vecinos que han ido a ayudar en lo que puedan. La policía llama a los bomberos que dicen que actuarán si alguien se responsabiliza del gato. Varias personas se ofrecen para ello así que los bomberos vienen. Mientras, localizan al propietario para que les permita acceder a la finca.

El gato sigue allí arriba y los vecinos traen una gran lona por si salta o se cae, mientras los bomberos intentan cogerlo. El gato lleva 4 días con sus correspondientes noches maullando sin parar, sin comer ni beber. Los bomberos no consiguen cogerlo porque el gato se asusta y salta a otras ramas. Por correo y messenger nos llegan fotos y vídeos de lo que está pasando. El diario publica que no han podido rescatarlo. Las redes sociales se llenan de comentarios pidiendo que se haga algo.



Los vecinos que llevan horas allí llaman al alcalde. Este, va hacia allá y pide ayuda a la empresa que está instalando la iluminación en Calafell, para que lo intenten con uno de sus vehículos, menos voluminoso que un camión de bomberos y provisto de un brazo articulado que permita llegar hasta el gato. La idea es hacerlo saltar si no pueden cogerlo y que lo atrapen con la lona. 


Y cuando está atardeciendo, al final consiguen que el gato baje. Los bomberos habían llamado a Tarragona para una autorización de cortar las ramas y estaban a la espera. El alcalde da a todos las gracias por facebook y twitter. Y fín de la historia.



Lástima de algunos que aprovechan algo así para decir barbaridades. Les puede más el odio que le tienen al blog que el sentido común. Se han quedado retratados, en particular los que decían en otras páginas de facebook que esto es política o que en el blog salen los gatos pero no las personas. Pues sí, también las personas.